Una novedosa plataforma integrada de extracción de características permite diferenciar las alteraciones psicosomáticas durante el juego

Conclusiones

  • Una combinación de espectroscopia funcional de infrarrojos cercanos, tarea de apuestas de Iowa y técnicas de aprendizaje automático permite evaluar con precisión la activación cerebral durante el juego. 

Por qué importa esto

  • En la sociedad moderna, la ludopatía constituye un problema cada vez mayor; los ludópatas perciben el juego como la necesidad de experimentar el riesgo instantáneo a corto plazo sin una planificación a largo plazo. La tarea de apuestas de Iowa, un simulador de juego que se desarrolló para diferenciar a los jugadores en función de su estrategia de aceptación de los riesgos y diagnosticarlos como ludópatas, sigue siendo una herramienta fiable para tratar de determinar cuál será el comportamiento del ser humano durante el juego.

  • El estudio actual incorporó técnicas de imágenes cerebrales funcionales por infrarrojos cercanos para obtener datos completos de neuroimagen que, en combinación con la tarea de apuestas de Iowa y con ayuda del aprendizaje automático, permitirán realizar un análisis más preciso y detallado de los trastornos mentales relacionados con el juego.